abril 15, 2024

Empresarios refutan indicadores del Gobierno: “El panorama sigue siendo complejo”

El presidente del sector en Cochabamba, Luis Laredo, resaltó que las exportaciones cayeron hasta en un 30% a nivel nacional.

Uno de los puertos por donde salen las exportaciones bolivianas.
Fuente: correodelsur.com

El Gobierno presentó indicadores positivos para sostener que la economía boliviana se recupera; sin embargo,  el presidente de la Federación de Empresarios Privados de Cochabamba, Luis Laredo, resaltó que las exportaciones cayeron hasta en un 30% a nivel nacional y que el panorama para el sector privado sigue siendo complejo.

La jornada pasada, el ministro de Economía, Marcelo Montenegro, sostuvo que la economía boliviana comenzó a mostrar signos de reactivación post pandemia porque los sectores como restaurantes, hoteles y transporte aéreo comenzaron a registrar millonarios ingresos.

La autoridad también sostuvo que a nivel de exportaciones e importaciones se tiene un saldo favorable de $us 71 millones. Además, resaltó una recaudación de remesas récord de $us 494 millones.

Pese a los datos vertidos por el ministro, el representante de los empresarios de Cochabamba aseguró que el comportamiento económico del primer semestre del año no es positivo.

“Realmente es una situación bien compleja que está viviendo Cochabamba. Si bien las exportaciones se han mantenido constantes (en Cochabamba), pero a nivel nacional las exportaciones han caído casi un 30%. El tema económico en Cochabamba está complicado, difícil. Han bajado las importaciones, han subido los productos y eso afecta al sector económico, a la ciudadanía, y tenemos que seguir indicando y pidiendo al Gobierno que tenga las políticas necesarias para poder mejorar el desenvolvimiento económico del país”, dijo Laredo a radio Fides.

El país registró una visible escasez de dólares desde febrero de este año. Los importadores se vieron imposibilitados de adquirir el billete estadounidense para comprar sus mercaderías. El Gobierno racionó la venta de la divisa por medio del Banco Central de Bolivia y las solicitudes de compra se extienden hasta por dos meses.

Los importadores recurrieron a comprar dólares a precios superiores al tipo de cambio oficial y también comenzaron a comprar divisas de los países vecinos para acceder al dólar estadounidense desde Perú, Chile o Brasil. La diferencia de precios por todos estos gastos, la trasladarán al consumidor final.